¿Cómo eliminar los ácaros de tu colchón?

¿Cómo eliminar los ácaros de tu colchón?

En Dormitorum siempre nos preocupamos por mejorar tu salud y calidad del sueño. Para poder descansar correctamente y disfrutar de un reposo reparador es esencial un completo equipo de descanso. Sin embargo, este necesita de un mantenimiento mínimo para asegurar de que sus cualidades duren muchos años. Una de prácticas de mantenimiento mas esenciales es mantener el colchón limpio y libre de ácaros.

Cómo saber si tienes ácaros en el colchón.

Tu cama, el lugar favorito de los ácaros para vivir. Cómo hemos dicho anteriormente, no se ven a simple vista, por lo que puedes estar durmiendo en tu cama sin saber qué tu colchón tiene millones de ácaros. Pero, ¿cómo puedes averiguarlo? Debes estar atento a los siguientes síntomas: 

  • Picor: si alguna parte del cuerpo te pica en exceso, puede ser una señal de que tienes ácaros en tu colchón.  
  • Alergia: si padeces de alergia, los síntomas se intensificarán cuando estés en la cama. Presión en el pecho, mucosidad, estornudos y picor de nariz, serán algunos de esos síntomas. 
  • Eczemas: puede que al levantarte por la mañana tengas algunas zonas del cuello y de la cara con eczemas o sarpullidos. La piel se irrita y pueden aparecer granitos.  
  • Tos: cuando entres en la cama la tos empezará a aparecer y a intensificarse.  
  • Fatiga: también notarás que no descansas bien. 

Ventila bien el dormitorio

Esto es esencial cada mañana, te preocupen los ácaros o no. Abre bien la ventana al despertarte para que la habitación sen ventile correctamente. Tras ocho horas durmiendo en una habitación el aire está cargado y es necesario llenar el dormitorio de aire nuevo.

De esta manera, el calor acumulado durante toda la noche, y la humedad en el dormitorio saldrán por la ventana junto a ese “olor a oso”.

No hagas la cama inmediatamente

La cama también debe airearse y, para ello, debes dejarla abierta durante un buen rato. De esta manera, al igual que el resto del dormitorio se ventilará controlando el calor y la humedad que has dejado en el colchón durante toda la noche.

Espera al menos una hora y asegúrate de que el colchón y la almohada están otra vez fríos y no ha acumulado todo el calor. Así, será más difícil que los ácaros proliferen dentro de tu cama.

Cambia las sábanas con regularidad

Cambiar y lavar la ropa de cama es algo imprescindible en los hábitos de higiene personal y doméstica. Es algo que muchas personas descuidan y es tan importante como ducharse cada día.

En las sábanas se acumulan restos de piel muerta, que sirve de alimento para los ácaros. Por ello mantenerlas limpias es importante para que no aparezcan mas bichitos.

Además, durante la noche las sábanas puedes absorber otros fluidos corporales que desprende el cuerpo como el sudor, la saliva, la sangre o la orina. Algo nada agradable para tu descanso, pero sí para los ácaros.

Cambia las sábanas y la funda del colchón y de la almohada una vez a la semana. En este artículo te cuento más sobre cada cuanto tiempo debemos cambiar las sábanas

Efecto del vapor sobre ácaros, pulgas y otros insectos

Las vaporetas no utilizan químicos así que son perfectas para limpiar todas las superficies, tanto de interior como en exteriores.

Estas limpiadoras a vapor sólo utilizan agua y alta temperatura para crear un vapor natural muy potente en capacidad de desinfección, pudiendo exterminar bacterias y gérmenes, matar pulgas y ácaros que puedan formarse en la cama. También son eficaces quitando el polvo y arrancancando la suciedad de las superficies sensibles al calor.

El vapor está libre de químicos y permite limpiar el hogar de forma natural y ecológica sin menoscabo de una limpieza profunda.

¿Cómo mata el vapor?

No hay otro método más eficiente para matar los ácaros, virus y bacterias que limpiar con vapor. Las altas temperaturas del vapor lo convierten en un agente antibacteriano. Este método ha demostrado que las bacterias comienzan a morir cuando son expuestas a temperaturas de 120°C. Limpiar con vapor permite penetrar en los poros de tejidos y otras superficies duras, retirando los contaminantes y los residuos químicos de esas superficies.

Acaros

Algunos pequeños consejos si quieres desinfectar el hogar es 

comenzar desde arriba y trabajar hacia el fondo del cuarto. Tómate tu tiempo usando el vapor, utiliza la vaporeta a no más de 5 centímetros de distancia de la superficie a limpiar, y trata de ir moviéndola despacio, a unos dos centímetros por segundo. Este método te permite aprovechar al máximo la habilidad de la vaporeta para matar cualquier elemento dañino que se cruce en su camino.

En los lugares donde has usado químicos previamente, el vapor puede “romper” dichos químicos, así que ten presente que esto podría afectar la calidad del aire en el hogar. Si necesitas limpiadores químicos como complemento al vapor entonces asegúrate de aplicarlos después de haber utilizado la vaporeta. Aspirar antes de usar el limpiador a vapor incrementa la efectividad del mismo.

Utilizando una Limpiadora a Vapor para Matar Gérmenes, Bacterias y Virus

Las altas temperaturas del vapor matan a las bacterias, virus y gérmenes virtualmente al contacto. El aire se encuentra libre de toxinas dañinas, dejando el hogar higiénicamente limpio y seguro para la familia. Los gérmenes y las bacterias pueden encontrarse en cualquier parte del hogar y pueden propagarse entre las personas, sobre las superficies y regresar nuevamente. Estas superficies contaminantes, especialmente los pisos, pueden ser hogar para cualquier número de cepas; incluyendo la Salmonela, Listeria, SARM y E. Coli. Limpiar las superficies con químicos puede dar buenos resultados matando los gérmenes y bacterias pero puede dejar residuos dañinos.

Eliminando el moho con vapor

Quitar-el-moho-con-vapor

El moho es un problema en la mayor parte de los hogares y sobre todo es un fenómeno habitual en el baño. El agua caliente de la ducha o la bañera causa vaporización. Esto, combinado con el incremento de temperatura en el cuarto, genera altos niveles de humedad.

El moho no sólo es desagradable de ver sino que además puede tener efectos negativos sobre la salud a medio y largo plazo. Uno de los métodos más eficientes y saludables para quitarloo es utilizar vapor a presión sobre las superficies. En las áreas más afectadas es posible que se necesite usar químicos por algunos minutos para ayudar a la remoción, después se complementa con vapor y si raspa el moho. Ahi ya podremos limpiar los residuos con un trapo seco o bayeta.

Matando Pulgas con Vapor

perro-con-pulgas

Para no tener pulgas en tu hogar debes asegurarte de que a tu mascota se le aplique de forma regular tratamiento anti pulgas. Desafortunadamente, siempre existe la posibilidad de que las recojan de otros animales, especialmente durante los meses más cálidos, con lo que se traen las pulgas a casa. Por lo tanto, limpiar de forma regular eliminará este problema.

La mayor parte del ciclo de vida de las pulgas sucede en el espacio de tu mascota, así que es vital tratar nuestra casa tan bien como a la mascota. Las altas temperaturas de las limpiadoras a vapor matarán las pulgas, sus huevos y sus larvas, dejando tu hogar limpio sin hacer uso de químicos fuertes, y ayudará a eliminar los olores de nuestros animales (los olores son causados por bacterias y microorganismos).

Antes de aplicar el vapor es recomendable aspirar las alfombras. La vibración alienta a las pulgas adultas a emerger y la succión removerá los huevos, las larvas y algo del polvo. Después, el vapor hará su efecto. El calor y humedad del vapor podría estimular algún huevo restante que pudiera sobrevivir a eclosionar uno o dos días después de la limpieza, así que algunas pulgas podrían reaparecer. Es por tanto interesante rociar con una preparación antipulgas después de la limpieza.

Utilizar la vaporeta para desinfectar nuestra cama

El vapor es un método muy efectivo para matar insectos que viven en y bajo las camas en todas las etapas de su desarrollo. Nuestro colchón es un lugar ideal para esos bichillos.

Suciedad-colchon

Cuando vayas a aplicar vapor, procura usar un cabezal de expulsión amplio para asegurarte que matas a los insectos en una sola pasada. Usar un cabezal pequeño o concentrado hará que se dispersen y no los matará de inmediato.

Usar vapor caliente sólo matará a los insectos que sean expuestos a ese calor, así que cualquier insecto que no entre en contacto sobrevivirá. Por lo tanto el procedimiento debe repetirse un par de veces para asegurarse de haber eliminado todos los insectos. Las vaporetas dirigen temperaturas letales directamente hacia donde se esconden los insectos. Una boquilla apropiada puede alcanzar alrededor de 5 centímetros dentro de las grietas y ranuras para eliminar a los insectos; aplicándolo en tejidos puede llegar hasta 2 centímetros. Es importante utilizar una boquilla de baja presión, en lugar de utilizar una más delgada que genere más fuerza, para impedir alejar de un soplo a los insectos haciendo que logren sobrevivir.

Para matar a los insectos de forma efectiva, la temperatura superficial del colchón debería ser de entre 70 y 80 grados tras aplicar el vapor. Puedes rematar este proceso aplicando algún insecticida suave para asegurarte una limpieza 100%.

Erradicando Ácaros del Polvo con Vapor

El vapor reducirá la población de ácaros del polvo en tus colchones y alfombras. Una limpieza regular a base de vapor seguida de una buena aspiración para recoger los restos alergénicos, logrará una diferencia significativa en la calidad del aire en tu hogar y, en consecuencia, mejorará la salud de tu familia. Con el uso regular de una vaporeta, puedes eliminar los ácaros del polvo del colchón, almohadas y tapicería, así como reducir reacciones alérgicas como el asma.

La proliferación de ácaros puede ser disminuida en forma considerable limpiando tus alfombras con una vaporeta. Un estudio en Glasgow, Escocia, encontró un descenso de casi un 90% en la concentración de ácaros por gramo de polvo en las alfombras después de haber sido limpiadas con vapor.

Deja una respuesta